The Outer Spaces

2 de junio de 2012

Tecnicismos sobre salida de Sistemas Monetarios e Inflación


A continuación, aquí pasaremos a explicar un poco acerca de la naturaleza de la inflación a partir de la salida de un país dado, de la órbita de un sistema monetario (más ó menos internacional) definido dado. Esto vale tanto para el caso en actual vigencia en Europa (y la inflación futura esperable), así como para la salida de Argentina de un regímen monetario definido, hace una década (y su inflación pasada, desde entonces;  y presente). 

Evidentemente, el factor más sobresaliente para analizar sería, por las razones obvias y por otras que no lo son (muchas de carácter metodológico), el del sector externo. 

Puesto que el sector externo de un país incorpora permanentemente actividades corrientes y actividades no corrientes, salta a la vista que la salida de un país de la órbita de un sistema monetario (más o menos intenacional) dado, podrá vincularse a unas u otras; o a ambas.

Puesto que aquí se explicará algo sobre la inflación, conviene establecer de algún modo la relación entre el sector externo (en sus mercados corrientes y no corrientes) y la inflación: dado que en Argentina se registró inflación ya (aún) en simultáneo a la existencia de los superávits gemelos, esto apunta en el sentido de establecer con más precisión aquélla relación.


Los superávits gemelos se dieron, en la postconvertibilidad, en el siguiente escenario para las variables corrientes: el Dólar (y el Peso) se devalúa aproximadamente 25% de su valor entre 2003-2007 y el IPMP gana, en el mismo período, aproximadamente un 25%

El crecimiento resultante de la liquidez en los mercados corrientes para la economía argentina, permite ambos superávits gemelos los primeros años.
 
Si se considera que, al mismo tiempo, en buena parte de ese período había una situación (de stocks) caracterizada por un mercado de capitales (entre otros, externo) en estado de inactividad (primaria) a la espera de una resolución en torno a la reprogramación de obligaciones, entonces la devaluación del peso pari passu junto al Dólar contra una canasta de monedas durante el período en cuestión (en forma consecutiva y adicional a la devaluación inicial que discontinuó la prolongada paridad unitaria), es decir, la política de paridad fija en la temprana postdevaluación, y la devaluación del peso contra una canasta de commodities (cuyo valor internacional es va en aumento), pueden pensarse simultáneas a una devaluación de una canasta de activos internos (a una tasa de % anual) durante el período en cuestión (prededente a la reprogramación), y a una caída del plazo de la cartera del sistema (incluído el plazo de las operaciones de capital del sector externo: que afectarían a las importaciones y a la ied).

De aquí que la política de fijación cambiaria en la temprana postconvertibilidad (y la incesante crecida resultante en la oferta de dinero*) haya coexistido con un sector externo en cuenta capital  prácticamente inelástico (y una oferta de importaciones e ied del mismo carácter).**

La coexistencia, de suyo, podría no haber sido advertida (conceptualmente hablando). Más la inelasticidad asociada en tal caso, ha sido probablemente un determinante crucial para el comportamiento del los precios***; al punto de haber podido ser la razón subyacente para la aparición del, supuestamente poco común, evento de la inflación con superávit fiscal.
 

Otras cuestiones de la reciente economía argentina, se comprenden mejor cuando se toma en cuenta este aspecto de la temprana postconvertibilidad (vg. el giro posterior hacia una cuenta corriente deficitaria, etc.). Algunos, serán comentados en artículos posteriores.


 * Esto da un crecimiento de la oferta monetaria como el siguiente: uno incesante, y en el que los bancos e intermediarios financieros de la postconvertibilidad crean crédito (y préstamos) crecientemente para varios sectores, y cada vez menos-directa e indirectamente para el sector de capital intensivo (sector que puede endeudarse en pesos a largo plazo para importar bienes en moneda extranjera o bien, endeudarse en moneda extranjera a largo plazo para el mismo propósito).  

Este aspecto de la teoría cuantitativa del dinero (v.g no cualquier cantidad de dinero adicional es inflacionario independientemente de la distribución entre plazos que tiene el dinero y crédito), está emparentada con la teoría de Keynes del dinero (y acerca de su distribución entre distintas liquideces: aquí, cerca de un siglo después del final del Gold Exchange Std; que la gobernaba, por entonces, en las grandes capitales financieras del mundo; y después de una abrupta salida de una moneda y régimen del siglo XXI, sin constitución endógena de un régimen de transición).

** Probablemente, la contracara contable del creciente superávit en cta. cte. durante el período en cuestión, registrara una caída en el plazo de la entrada (bruta) de capital (formación de pasivos en moneda extranjera, etc.) mientras el déficit crece. Una economía con superávit de cta. cte y un déficit en cta capital cuyo plazo medio es estable, difiere profundamente de una con superávit de cta. cte y un déficit de en cta capital cuyo plazo medio cae paulatinamente (y ambas podrían parecer similares). 

*** Evidentemente, una política de flotación cambiaria hubiera permitido, entre otras cosas, la coordinación de los horizontes temporales de la oferta y los de la demanda, en varias cadenas de valor, antes de la crisis internacional (cuando el mercado de capital de la economía se encontraba en la situación de una transición vinculada a la salida previa de un régimen monetario), por ejemplo. Ergo, eliminando los crecientes costos de tal incoordinación durante la misma y después: crecimiento de costos que se intensifica mucho durante la misma (en una línea causal que se esboza someramente aquí).

2 comentarios:

Anónimo dijo...

top [url=http://www.001casino.com/]free casino bonus[/url] hinder the latest [url=http://www.realcazinoz.com/]casino online[/url] manumitted no store hand-out at the best [url=http://www.baywatchcasino.com/]casino compensation
[/url].

Anónimo dijo...

Sometimes seasons reasons some shoes might well be[url=http://niketrainersuksale.webeden.co.uk]Nike UK[/url]
temporarily do not possess the ability[url=http://tomscanadaoutlet.snappages.com]http://tomscanadaoutlet.snappages.com[/url]
wear such shoes we will need to[url=http://addnikecanadastore.snappages.com]http://addnikecanadastore.snappages.com[/url]
properly sell them[url=http://toplouboutinuksales.webeden.co.uk]Christian Louboutin Outlet[/url]
by the[url=http://louboutintrainersuk.blog.co.uk]http://louboutintrainersuk.blog.co.uk[/url]
right commit order to avoid unnecessary damage of shoes[url=http://salelouisvuittonuk.webeden.co.uk]Louis Vuitton Bags[/url]

Might be a insole in fact is bad, [url=http://cheapnikeblazersuk.webeden.co.uk]http://cheapnikeblazersuk.webeden.co.uk[/url]
it could possibly need to use a soft brush and water gently scrub. Should really be noted that,[url=http://justlouboutintrainersuk.webeden.co.uk]Christian Louboutin Outlet[/url]
don't use chemical cleaning agents cleaning, or they might make the insole the surface of cloth off.[url=http://shoppradabagsuk.webeden.co.uk]Prada Outlet[/url]

Textos Chespíritu